Caravaca: “Queríamos hacer un festival que estuviera muy controlado”

Arrinconados Alina Caravaca

Arrinconados DeFestEl próximo 3 de octubre, el CEIP Manuel Laza Palacio (Rincón de la Victoria) acogerá la primera edición del Festival de Música ‘DeFest’. Organizado por el Ayuntamiento, nace con una clara vocación de futuro para generar marca y contribuir económicamente al municipio. Con un coste aproximado de 22.000 euros para las arcas municipales y entrada gratuita, el cartel del festival trae a algunos de los grupos punteros en la actual escena nacional, como O´Funkíllo, Guadalupe Plata, Jammin´Dose y los locales Malaka Youth.

Desde el Ayuntamiento prevén la asistencia de unas 2.000 personas, que podrán disfrutar de seis horas ininterrumpidas de música, desde las 19.30 hasta 1.30 horas. Arrinconados ha charlado con la concejala de cultura, Alina Caravaca (IU), para conocer los pormenores de la organización.

Ⓐ ¿Cuando comenzó a planificarse el festival?
Alina Caravaca. La idea nos ronda desde que empezamos el Gobierno, porque desde IU fue una de las ideas que propusimos en el Programa de Gobierno, porque para nosotros es esencial. Más o menos hace un mes, cuando se terminaron las ferias, comenzamos a prepararlo. Una productora nos presentó una propuesta (Canovaca), que es la misma que hace el EtnoSur y está está especializada en festivales de música. Ya había sido una de las productoras que nos presentó presupuesto para la Feria de Rincón y se quedaron fuera. Les comentamos entonces la idea que teníamos de hacer un festival y nos lanzaron esta propuesta que se ajusta conforme a los medios que hay. Nosotros ponemos ese dinero y nos desentendemos.

Ⓐ ¿Se abrió esa posibilidad a otras productoras u organizadores del municipio para que pudieran presentar sus propuestas?
AC. La realidad es que queríamos hacer un festival que estuviera muy controlado y confiando en alguien con experiencia organizando este tipo de festivales. El hecho de que ellos organicen festivales como el EtnoSur y otros a lo largo de toda Andalucía nos da una seguridad. Ese es el motivo por el que no se llamó a productoras locales, aunque no descartamos trabajar con ellas en otro tipo de encuentros, en otros espectáculos musicales. Este festival mueve mucha gente, alrededor de 2.000 personas y para nosotros es muy importante la seguridad; de hecho, les hemos exigido que tenga la mismas condiciones de seguridad que desplegamos para la Fiesta Máxima de la Feria de Rincón.

'Hemos pagado un paquete cerrado: el coste de los artistas es de 13.310 euros, mientras que toda la producción (sonido, iluminación, seguridad...) es de 8.470 euros'

Ⓐ ¿Qué caché tienen los grupos musicales?
AC. El coste de los artistas es de 13.310 euros, mientras que todos los demás aspectos de producción (sonido, iluminación, seguridad…) es de 8.470 euros. Sólo el sonido que requiere un grupo como O’Funkillo cuesta alrededor de 4.500 euros.

Ⓐ ¿Y cuál es el papel de los patrocinadores Cruzcampo y Beefeater?
AC. Me imagino que la productora, como lo que ofrece es un paquete cerrado, ha necesitado introducir patrocinadores para poder tener un margen de beneficio. Aunque la gente pueda pensar que es mucho dinero, para un festival de estas características, con los grupos que actúan, no es un dinero excesivo.

Arrinconados Alina CaravacaⒶ El cartel, efectivamente, es muy bueno pero surge otra cuestión: ese cartel atrae a mucha más gente que las 2.000 personas que puede albergar el CEIP Manuel Laza Palacio. ¿Se ha pecado por exceso corriendo el riesgo de desperdiciar ese potencial?

AC. Nosotros hemos estimado unos 2.000 asistentes, pero el técnico de Ferias y Fiestas indica que, como no habrá aforo sentado, caben alrededor de 3.500 personas. Nuestra apuesta es de 2.000 para estar seguros eso es lo que queremos controlar.

Ⓐ ¿Y la posibilidad de haberlo hecho en la playa?
AC. Lo estuvimos barajando y la propia productora nos dijo que en el recinto no puede entrar vidrio por la ley andaluza, entonces habría que cercar la playa donde se celebrara el concierto y, claro, la preparación del terreno con el cercado incrementaba mucho los costes que podíamos afrontar. Como escenario alternativo, lo único con lo que contamos es el colegio, donde habitualmente se hacen ya espectáculos en verano.

Ⓐ En esa cuestión del vidrio, ¿qué diferencia hay respecto a los conciertos que se hacen en la playa en San Juan?
AC. La productora no se quiso arriesgar a que le pudiera entrar vidrio. Se podría haber motando un despliegue de seguridad mucho más amplio, pero la productora no se quiso arriesgar, imagino también por el tipo de grupos que vienen.