El Ayuntamiento de Rincón, tras el de Málaga por la feria Outlet

Arrinconados Outlet Malaga

Incapaz de localizar a la empresa anunciadora de la 11ª Feria Outlet de Málaga, que el pasado mes de octubre cubrió de carteles las farolas de todo Rincón, la alcaldesa Encarnación Anaya (PSOE) lo tiene claro: los costes derivados de la retirada de estos carteles deberán ser asumidos por el Ayuntamiento de Málaga.

El portavoz del Partido Popular (PP), Sergio Díaz Verdejo, ya llamó la atención sobre este asunto durante el turno de ruegos y preguntas del último Pleno municipal, preguntando si los carteles anunciadores del Outlet Málaga instalados en las farolas de municipio contaban con su correspondiente permiso. Entonces, Anaya aclaró que la colocación de dicha publicidad no contaba con el visto bueno municipal y que procederían a localizar a la empresa anunciadora para su inmediata retirada.

Una semana después y durante la celebración de la primera asamblea del tejido productivo, a la propuesta de un empresario de anunciar al Black Friday del mismo modo efectivo con que se había hecho con el Outlet Málaga, Anaya remarcó de nuevo que tal campaña era ilegal. “Seguimos detrás de la empresa anunciadora responsable de la colocación de esos carteles porque, no sólo no cumplen con las ordenanzas municipales sino que, en algunos casos, han supuesto un peligro por impedir la correcta visibilidad en las rotondas, indicó.

La alcaldesa explicó que, tras haber procedido a la retirada de una primera ronda de carteles por parte de los trabajadores municipales, la empresa anunciadora habría vuelto a colocarlos en las farolas. Según la actual ordenanza municipal de Vía Pública esta nueva acción podría suponer, como mínimo, una falta grave cuya sanción oscila entre los 1.000 y los 2.500 euros. Sin embargo y a pesar de se reincidente en la falta, el Consistorio no ha conseguido localizar al responsable de esta cartelería.

Anaya no está dispuesta a que las arcas municipales asuman esos costes y no dudó en afirmar que “entendemos que subsidiariamente se buscará al responsable de la gestión del Palacio de Congresos de Málaga, que es donde se celebra el Outlet” para afrontar el pago de esta infracción. Un responsable que en este caso no es otro que el mismo Ayuntamiento de Málaga, gobernado por el Partido Popular, con el que ya han surgido otras cuestiones como la formalización de la gestión de la playa canina, cuyo acuerdo únicamente era verbal desde la pasada legislatura.