El Consejo de Juventud adelanta al Reglamento que lo regula

Arrinconados Participacion

En el límite de cumplirse el plazo de los primeros 100 días de Gobierno (mañana Gobierno y oposición hacen balance), el cuatripartito (PSOE, Ahora Rincón, IU y PA) se apresura con una batería de anuncios que ratifiquen el cumplimiento de sus 35 medidas previstas para este plazo. Uno de los últimos anuncios, a finales de la semana pasada, fue el de su propuesta de reforma del Reglamento de Participación Ciudadana, sin que en el plazo previsto haya podido siquiera ser publicado en el Boletín Oficial de la Provincia de Málaga (BOP) para que la ciudadanía pueda hacer las correspondientes alegaciones.

A pesar de esta circunstancia, a los pocos días de poner en conocimiento a través de las redes sociales esta propuesta de reforma, desde el Ayuntamiento se anunciaba la creación del Consejo de Juventud que, en teoría, debería haber estado reglada por el nuevo Reglamento de Participación Ciudadana. Dicho de otro modo, el cumplimiento del punto 30 del Programa de los 100 Días ha adelantado, incluso, al de la propia norma que tendría que haber normalizado su creación (Punto 1, Reglamento de Participación Ciudadana), para cuya aprobación definitiva resta, en el mejor de los casos, más de un mes.

Así lo explica el concejal de Juventud, Ezequiel Carnero (Ahora Rincón) que, consciente en el retraso de la reforma del Reglamento indica que “si tenemos que esperar a su aprobación definitiva nos vamos prácticamente al mes de enero y ya va siendo hora de que los jóvenes tengan voz en este pueblo; no podíamos esperar más”.

Carnero: 'Si tenemos que esperar a la aprobación definitiva del Reglamento de Participación, nos vamos prácticamente al mes de enero'

Con todo, no es el Consejo de Juventud lo que se ha creado, sino su estructura, puesto que todavía no cuenta con todos sus integrantes activos. Según establece el que será el nuevo Reglamento, cada Consejo ha de contar con hasta cuatro miembros del equipo de Gobierno (presidencia, vicepresidencia, teniente de alcalde y concejal de área), un funcionario que ejerza de secretaría, un técnico de área, un representante de cada una de las asociaciones inscritas en el Registro Municipal y un representante de cada colectivo o plataforma ciudadana que desee participar con voz y voto. En el caso del Consejo únicamente habrá tres miembros del Gobierno, puesto que la presidencia la ejercerá el propio Concejal de Juventud.

Arrinconados Ezequiel Carnero

El concejal de Juventud, Ezequiel Carnero, informando a un joven.

Se da la circunstancia de que el Registro Municipal de Asociaciones se encuentra, hasta el próximo 15 de octubre, en plena actualización, lo que dificulta el proceso. Por si ello no fuera poco, el proceso de creación del Consejo de la Juventud se ha llevado a cabo sin ninguna publicidad, por lo que todo aquel colectivo o plataforma ciudadana que hubiera querido sumarse al Consejo y no estuviera en el radar del Consistorio se habría quedado fuera por una mera cuestión de falta de transparencia.

Carnero: 'Si quitáramos la consulta y la decisión de la Asamblea, volveríamos a los tiempos del PP y yo quiero avanzar'

Este es el motivo por el que hasta octubre, cuando se celebre la primera Asamblea de Juventud -que habrá de ser posterior a la Asamblea Ciudadana en la que se presente la reforma del Reglamento de Participación-, no echará realmente a andar este Consejo que será, además, el único que disfrute de presupuestos participativos el año que viene.

Precisamente por ello, Carnero insiste en que “la Asamblea tendrá carácter informativo, consultivo y decisorio, con algunas de las votaciones vinculantes”. Desde su punto de vista, “si quitáramos la consulta y la decisión volveríamos a los tiempos del PP y yo quiero avanzar”. Los otros dos órganos del Consejo de Juventud serían el grupo motor, que convocará las 10 asambleas anuales que se celebrarán y servirá de coordinador de todos los agentes implicados, así como de vínculo con el tercer órgano, los equipos de trabajo, creados según decisiones de la Asamblea y necesidades concretas del área de Juventud.

Grandes ausentes en la reforma

La nueva reforma del Reglamento de Participación Ciudadana bebe de otros documentos similares que ya llevan años aplicándose en otros municipios –con párrafos idénticos en algunos casos- como sucede con los de ciudades como Córdoba, Cádiz, Nerja, Vélez-Málaga o Granada, entre otros. Con todo, en el de Rincón de la Victoria destaca especialmente la ausencia de un capítulo dedicado a los presupuestos participativos, aunque otros municipios como Vélez-Málaga sí destinan un espacio propio.

El nuevo Reglamento amplía el desarrollo normativo de puntos ya existentes e introduce novedades participativas y de transparencia

Respecto al Reglamento anterior –y que todavía está vigente-, sí se detallan con mayor amplitud procesos participativos y se les dota de mayor transparencia, como es el caso del Escaño 22, que otorga la posibilidad a las asociaciones sin ánimo de lucro, inscritas en el Registro Municipal de Asociaciones (de nuevo el problema de la actualización), así como a cualquier vecino, plataforma o entidad, a intervenir en las sesiones públicas ordinarias del Pleno.

Las asambleas ciudadanas o las tenencias de alcaldía suponen otra novedad en el Reglamento, contribuyendo a la descentralización de la Administración del municipio. Asimismo, en otros capítulos, como el de los procesos de iniciativas populares, se amplía el desarrollo normativo y se flexibiliza el proceso y, en lugar de requerir las firmas del 10% de los vecinos, basta con 500 más el 7% de los habitantes (que a efectos prácticos es un 8% de los vecinos).

Lo que no es tan nuevo

Aunque en el anuncio de la reforma del Reglamento de Participación Ciudadana se destacaron algunos puntos como novedosos, lo cierto es que algunos de ellos no lo son. Este es el caso de la Oficina de Información y Atención al Ciudadano, que ya en el anterior reglamento se desarrollaba en su artículo 43, al igual que otras figuras como el Defensor del Ciudadano, el Consejo de Niños y Niñas, el Libro de Reclamaciones y Quejas o el Registro de Asociaciones.

En este mismo sentido, y aunque la concejala de Gobierno Abierto, Sonia Jiménez, (Ahora Rincón), asegura que “hemos realizado una importante ampliación sobre los consejos sectoriales abarcando otros sectores de la sociedad como la igualdad, mujer, diversidad, tercera edad, personas con discapacidades diferentes, la cooperación, solidaridad y otros similares”, lo cierto es que el anterior reglamento ya contemplaba la mayor parte de esos sectores (artículo 61), con una ampliación de hasta 15 sectores en el Reglamento de Consejos Sectoriales vigente, del que hasta la fecha nadie del nuevo equipo de Gobierno ha dicho de reformar.

En cuanto a las funciones de estos Consejos, en ambos casos son las mismas (idéntico texto en los dos documentos):

“Los Consejos Sectoriales desarrollaran exclusivamente funciones de informe y, en su caso, propuesta, en relación con las iniciativas municipales relativas al sector de actividad al que corresponda cada Consejo”. Unas funciones, por otro lado, que en el caso del Consejo de Juventud se traspasarían, puesto que como ha asegurado el su responsable de área, “sí aprobará decisiones vinculantes”, referidas al destino del porcentaje de presupuestos participativos que le corresponda.