La posible reapertura del vial de Torre de Benagalbón divide a la ciudadanía

Arrinconados Paseo Torre

El debate está servido: ¿debería abrirse un tramo del paseo marítimo de Torre de Benagalbón para que se circule en un solo sentido y únicamente se aparque en algunas zonas? Las opiniones tanto de ciudadanos, como de partidos políticos y empresarios son dispares. No hay nada decidido al respecto pero ya hay, incluso, una petición en Change.org con cerca de 400 firmas negándose a la reapertura al tráfico.

En primer lugar y para hablar con propiedad, indicar que en esta artículo se hablará de “paseo de Torre de Benagalbón” aunque, en realidad, no es tal. El proyecto para convertir este vial de servicio en un auténtico paseo marítimo lleva años sin materializarse, a pesar de la demanda ciudadana. Según indicó ayer la alcaldesa, la socialista Encarnación Anaya, el objetivo no sería abrir el víal indiscriminadamente, sino con objeto “de crear bolsas de aparcamiento”.

La propuesta estaría, por el momento, únicamente en estudio de los técnicos municipales, aunqueArrinconados Parking PaseoTorre iría en la línea de las alegaciones que a finales del año pasado ya hiciera el PSOE al proyecto de paseo marítimo presentado por el Partido Popular. Entonces, la bancada socialista apostaba por “la creación de una gran bolsa de aparcamientos en la zona de la Estación de Torre de Benagalbón, teniendo en cuenta que es una zona amplia y en la que hay una gran oferta de establecimientos de playa y chiringuitos, además de ser el espacio en el que tradicionalmente se celebran eventos culturales y festivos” (ver foto derecha).

La medida de reapertura al tráfico rodado contaría con el visto bueno de la Asociación de Empresarios de Hostelería del municipio (AEHMRV), cuyo presidente Ricardo Anaya se felicita por el anuncio porque “llevamos mucho tiempo reclamándolo y presentando mociones al respecto”.

Sin embargo, Anaya puntualiza que “habría que hacerlo de un modo ordenado, no como estaba antes”. Así, el presidente habla de “un sólo sentido y en ciertos tramos” para evitar que, como hace dos años, “tenga que intervenir la policía cada dos por tres por el lío que se montaba”.

El presidente de AEHMRV recuerda cómo“cuando lo cerraron, nos reunimos con todos los chiringuitos y nos transmitieron su descontento por la medida”, señalando que “ha afectado negativamente al negocio  de los mismos”. A pesar de que desde entonces la Asociación no ha vuelto a consultar a todos los hosteleros afectados, Anaya asegura que “lo que nos transmiten es que la afluencia a la playa en fines de semana ha bajado considerablemente en aquella zona y está perjudicándoles”.

AEHMRV: 'Cuando lo cerraron, nos reunimos con todos los chiringuitos y nos transmitieron su descontento por la medida'

Por su parte, desde la ACERV (Asociación de Comerciantes y Empresarios de Rincón de la Victoria), su presidente José Antonio Villodres, se muestra más cauto con el asunto. “Es un tema complejo en el que conjugar todos los intereses de vecinos, hosteleros, empresarios y demás colectivos no es sencillo”, indica. En su opinión, “lo primero que habría que ver es qué parte del paseo es competencia exclusiva del Ayuntamiento y qué parte de Costas, porque ahí puede surgir un conflicto”.

Asimismo, Villodres apuesta por realizar un estudio completo que involucre a todos los interesados para conocer su opinión y, en el capítulo de empresarios, no quedarse únicamente en los hosteleros “pues cuando se cerró hubo otros perjudicados como las dos escuelas ecuestres”. Con todo, el presidente de la ACERV destaca que “es cierto que, hasta el momento, no hemos recibido quejas de ningún asociado de la hostelería que con el cierre del vial haya tenido problemas, por ejemplo, con los proveedores”.

Villodres: ''¿Y por qué no nos olvidamos de tanto cemento y no apostamos en esa zona por una playa periurbana natural?'

A la espera de ese estudio, Villodres lanza una idea al aire: “¿Y por qué no nos olvidamos de tanto cemento y no apostamos en esa zona por una playa periurbana natural?”. El empresario cree que una segunda opción, “más natural y salvaje que la otra oferta de playa que ya tenemos, podría redundar en beneficio, no sólo de los propios chiringuitos que venderían naturaleza, sino del municipio en conjunto, porque ésta es una opción cada vez más demandada”.

Oposición del PP

Aunque la medida está únicamente en estudio, desde la oposición y, más concretamente, desde el Partido Popular (PP) no han querido esperar a que la propuesta prosperase. Así y a través del que fuera número 19 en sus listas a las elecciones municipales, Antonio Trillo, los populares han apoyado un recogida de firmas en la plataforma Change.org para evitar que los coches vuelvan a circular por el paseo de Torre de Benagalbón. Una recogida de firmas, por otro lado, que la propia Anaya ve con buenos ojos, “alentando el debate en mi propio muro de Facebook porque creo que el debate enriquece”, apunta.

Trillo, que afirma que “si vuelven a abrir al tráfico el paseo de Torre de Benagalbón no volveré a ser cliente de ningún chiringuito de esa zona”, está convencido de que la medida resultaría perjudicial. Desde su punto de vista, “al carecer de parques de referencia, tenemos este vial litoral para pasear nuestros mayores, ir con las bicis con nuestros hijos, incluso irte a cenar o almorzar despreocupado de que algún coche o moto sufra un descuido y atropelle a un menor que juega en ese paseo”. Asimismo, Trillo sostiene que la ley prohíbe el estacionamiento de coches en la arena de la playa.

Díaz (PP): 'Cerrar el vial fue una decisión muy difícil, pero fue la correcta, porque para eso nos votan, para tomar decisiones'

Sergio Díaz, actualmente concejal electo por el PP y en el momento de la prohibición concejal de Medio Ambiente y Playas, recuerda aquella decisión como “difícil, porque estaba muy asimilado en todo el mundo que los coches pudieran llegar hasta la arena, pero para eso nos votan, para tomar decisiones”. Díaz sostiene que “fue una decisión correcta y desde el PP nos vamos a negar tajantemente a la reapertura al tráfico, porque además, estaría incumpliendo la ley de Costas, y cargaremos con esa responsabilidad al nuevo equipo de Gobierno.

El concejal popular apunta que, “aunque la alcaldesa hoy haya hablado únicamente de bolsas de aparcamiento, la idea inicial era reabrir en verano la circulación en el vial, como así lo indicaba Pedro Fernández [concejal de Fomento del Empleo y Comercio, Vía Pública y Movilidad] en su cuenta de Twitter”.

En este sentido, además, IU a través del propio Fernández era quien anunciaba en marzo de 2014 que su grupo municipal llevaría al Pleno “la petición de AEHMURV de abrir el vial al tráfico en verano”.

Asimismo, Díaz subraya que “el proyecto de paseo marítimo ya se encuentra en Madrid y podría llegar una inyección de dinero que contribuyera a construirlo al fin”. Desde su punto de vista, “del mismo modo que los chiringuitos de Rincón no tienen problema con que los coches no lleguen a la arena, no tendría que haber mayor problema en Torre de Benagalbón”. Según apunta, “todos cuentan con pasos cercanos y algún aparcamiento próximo y reabrir de nuevo el tráfico perjudicaría a todo el que pasea, al club de triatlón que entrena allí y, entre otros inconvenientes, traería de nuevo a los caballos y sus excrementos”. Díaz concluye que “con la decisión de prohibir la circulación conseguimos, además, quitarnos un turismo de mala calidad que llegaba hasta con las bombonas de butano a la playa”.

La opinión a pie de paseo

Arrinconados Paseo TorreArrinconados ha estado esta mañana en el vial y ha podido constatar que, efectivamente, no es una cuestión sobre la que haya consenso, ni siquiera entre los hosteleros. Son varios los empleados de chiringuitos playeros que consideran que “hace dos años [antes de la prohibición de tráfico rodado] esto era un desastre, un auténtico follón con la polvareda que se organizaba”. Así opina Paco, camarero en uno de los establecimientos, que compara la prohibición de circulación con el tabaco: “al principio costó acostumbrarse, pero el tiempo ha demostrado que fue una decisión acertada”.

'De dos años para acá, sé de varios chiringuitos que han bajado mucho su negocio por culpa de la prohibición'

Enfrentado a esta postura, Javier, de otro chiringuito, explica que “los clientes quieren poder venir a la playa y al local y aparcar sin tantos problemas. De dos años para acá, sé de varios chiringuitos que han bajado mucho su negocio por culpa de la prohibición”.

Paralelamente, el debate también está servido entre los vecinos. Mientras Isabel, que vive a pie del vial, recuerda horrorizada la situación cuando los coches circulaban, indicando incluso que “si se hubiera producido una emergencia ni siquiera podría haber entrado una ambulancia”, otras como Francisca es más partidaria de “abrirlo a la circulación, pero dejando su espacio para los peatones y las bicicletas”.